CARPE DIEM



Dentro de veinte años, lamentarás más las cosas que no hiciste, que las que sí hiciste. Así que, suelta amarras y abandona el puerto seguro. Atrapa los vientos en tus velas. Explora. Sueña. Descubre.


domingo, noviembre 29, 2009

LA TRAZABILIDAD DEL SOFISTA

El político, como todo hijo de vecino, se somete a la misma clasificación que el resto de profesionales. Los hay buenos, mediocres y malos. Con los últimos no hay problemas, se autodestruyen, como los mensajes-bombas de Mortadelo y Filemón, en una o dos legislaturas. Los buenos, los que dignifican el oficio, sus palabras cohabitan con sus actos, por ello se apellidan coherentes y, llegado el momento, dimiten si no pueden mantener su apellido. Ahora bien, el problema surge con los mediocres, esos que negocian con sus propias limitaciones. Suelen tener un discurso desmesurado, grandilocuente, autoerigiéndose como salvador e iluminado. Inflan sus palabras para diluir sus desméritos, su oquedad ideológica, su vanidad vana. Cuidado con el mediocre, detrás de su frecuente fluidez verbal se esconde un sofista, aquel que sobre falsos argumentos edifica su verdad :

En España hay paro.
En España gobierna la izquierda.
Por tanto, resuelve el sofista, la izquierda genera paro.

La trazabilidad del sofista nos conduce al origen de sus mentiras, su única verdad.
La falacia es su breviario y su abrevadero, y se deshace de sus mil pieles de ofidio según el panorama que se encuentra. Pero toda este compendio de desvirtudes no tienen la más mínima importancia, la gravedad se instala en el hecho de que su gratuito discurso genera cantidades desmesuradas de votos ( sirvan de ejemplo los casos de Bush en Estados Unidos , Berlusconi en Italia , Gil en Marbella…, y entonces surge la pregunta prohibida, ¿ realmente somos sabio el pueblo ?, o es otra frase política para llegar al punto V de los votantes, y provocarles la erección ideológica suficiente como para tener una votación precoz sin marcha atrás. De cualquier forma, y si alguna vez se arrepienten de su voto, no rompan la urna para buscarlo, más bien piensen como Angel González, un pesimista positivo, que acertó a decir:
“.Aprender a perder, para no darse por vencido

9 comentarios:

Tintito dijo...

En España hay paro.
En España gobierna la izquierda.
Por tanto, resuelve el sofista, la izquierda genera paro.

Lo peor Manolo no está en quienes plantean tan simples y sesgados silogismos sino en quienes los toman como argumentos. Enhorabuena de nuevo.

laportademanolomartinez dijo...

Gracias,tintito,pero si es verdad que llegamos a la luna, y si te ponen el corazón, el hígado o el riñon de otro y sigues funcionando, ¿ para cuando un trasplante de cerebro ?
Respóndeme,please.

Tintito dijo...

Está claro Manolo...para cuando sea demasiado tarde.

Anónimo dijo...

Manué como dicen los anglófilos:
OPEN YOUR MINT.

Con eso bastaría. Saludos

karcomen dijo...

sobre la sabiduria del pueblo, hay una obra de teatro de Henrik ibsen que vale la pena ver o leer " un enemigo del pueblo", en teatro los actores eran en gran jose bodalo e Irene Gutierrez Caba.

s2

Anónimo dijo...

De dos peligros debe de cuidarse el hombre nuevo. De la derecha cuando es diestra; de la izquierda cuando es siniestra... PVC

Anónimo dijo...

Llama la atención que haya puesto en entredicho a dos líderes democráticamente elegidos por dos veces por sus ciudadanos. ¿Cree que cientos de millones de personas que han votado por dos veces, no una, a esos señores son "pocos democráticos" ? Casualmente en ninguno de esos dos paises el socialismo existe. En uno porque no existió nunca y en el otro porque la corrupción lo hizo autodisolverse. Creo que deberia de reflexionar su escrito. PVC

laportademanolomartinez dijo...

Indudablemente usted no es un sofista, sino alguien con sólidos argumentos,y su comentario enriquece mi texto.Aún así, no creo estar equivocado en cuánto a la validez de los votos del pueblo,en ningún momento la he cuestionado. Lo que sí cuestiono es si votamos convencidos o aborregados tras encantadores de serpientes.

Anónimo dijo...

Nos alegra se cuestione en definitiva las campañas electorales en el sentido del "casi todo vale" para conseguir un voto. Tanto las de unos como las de otros. Al final, la realidad nos deja la duda de lo que usted ha dicho, "si votamos convencidos o aborregados por una serpiente y su compiche"... Nosotros que solo creemos en Dios cuando nos conviene y en el Diablo cuando lo divino nos falla cuales romanos decepcionados por haber sacrificado una vaca entera y los deseos no fueron cumplidos, decimos "Al pueblo por la derecha...y si no, por la izquierda" Bueno, nosotros que vamos a decir, son conocidas nuestras tesis sobre el pueblo soberano. Por cierto ¿Quien es aqui el Soberano, el Pueblo o el Rey? PVC

quizas te interese

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...